Un Algodonero de la “vieja guardia”

PRENSA ALGODONEROS (Nota: Rubén Benítez. Fotos: Claudio Lugo. Producción: Algodoneros)

GUASAVE.- El talento, la dedicación y la paciencia llevó al guasavense Martín Acosta a conquistar el sueño de jugar con el equipo de su ciudad: Algodoneros de Guasave.

Tras haber jugado con Piratas de Campeche, club para el que tuvo buen desempeño, alcanzó su anhelado objetivo al debutar con Algodoneros de Guasave en la hoy llamada Liga ARCO Mexicana del Pacífico, en la temporada 1990-1991.

Tomó parte en 12 juegos, de los que abrió dos. Según recuerda, uno de relevo frente a Tomateros de Culiacán, al que mantuvo sin hit ni carrera durante seis entradas y dos tercios, en el hoy Kuroda Park.

Martín Acosta es parte de la historia de Algodoneros.

Evoca sus recuerdos, y señala que el juego en mención lo abrió Lauro Cervantes, a quien le hicieron nueve carreras en dos innings y un tercio.

Entonces, el mánager, Carlos Paz, jaló por Martín, quien se fajó a lo grande al no permitir daño. Algodoneros atacó, pero no le alcanzó, ya que la pizarra final quedó en favor de Tomateros 9-8.

Ese año impresionó con su velocidad, porque lanzó 36 entradas completas y en ellas ponchó a 29 rivales.

Y aunque no corrió con suerte en lo que a decisiones se refiere, al obtener un récord de 0-3, su efectividad de 2.00 fue excelente.

Una campaña después regresó a Algodoneros, pero solo lanzó en cuatro juegos en los que no hubo novedad. Carlos Paz no lo utilizó y salió del equipo para irse a refugiar a una liga de Zacatecas.

Este domingo, en la Serie Retro, Algodoneros le rinde un pequeño homenaje a Martín, quien, dicho sea de paso, hoy en día, aunque en otra faceta, es parte del club, al que sigue apoyando en las buenas y en las malas.

¡Felicidades Martín, disfruta tu momento!

Actualmente, Martín es parte de la organización de Algodoneros.